Galletas de mantequilla fáciles

Las galletas de mantequilla fáciles, son unas de las más deliciosas para tomar tanto con un café como con un buen té. Podrás realizar en menos de 15 minutos de horneado más una hora aproximadamente o una hora y media de preparación y quedan crujientes y perfectas. Para realizarlas, mezcla en un bol hondo y grande: un bloque de 300 gramos de mantequilla baja en grasas, 150 gramos de azúcar y 400 gramos de harina tamizada.

Mezcla todo bien con la ayuda de un tenedor y siempre con las manos limpias para ayudarte a amasar una bola. Parte esa bola en dos partes y crea dos rollitos redondeados. A partir de ahí tendrás que cortar las galletas, pero antes tendrás que refrigerar media hora en la nevera.

Galletas de mantequilla fáciles

 

Tras este tiempo de espera, unta con mantequilla (un poquito) una bandeja de horno y con la ayuda de un cuchillo bien afilado, corta medallones de al menos un centímetro y medio de grosor o dos. Hornea durante 12-15 minutos como mucho las galletas a 180º hasta que estén doradas, sin quemarlas, quítalas del horno y déjalas enfriar.

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.